Publicidad.

Apartar a magistrada Cristina Lombana que investigaba a Uribe por caso de manipulación de testigos

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

La magistrada y oficial activa del Ejército, Cristina Lombana Velásquez, fue separada de los dos procesos que se surten en la Corte Suprema de Justicia en contra del senador Álvaro Uribe Vélez. La determinación la tomó la Sala Especial de Instrucción quien recibió en abril pasado un escrito de recusación contra la jurista.

“Unánimemente la Sala Especial concluyó que su condición simultánea de miembro activo de la Fuerza Pública y funcionaria judicial, riñe con la preservación de las garantías de independencia, imparcialidad y juez natural señaladas en la Constitución Política (…) En consecuencia, la doctora Lombana Trujillo queda separada del conocimiento de los procesos con radicación 52240 y 52601 que esta Sala adelanta contra el Senador Uribe Vélez”, dice el comunicado del alto tribunal.

Un expediente es el que se adelanta en contra del representante Hernán Prada y el mismo Uribe Vélez por los cuales fueron llamados a indagatoria en julio pasado. Esta diligencia aún está en firme.

El segundo es por la compulsa de copias que se originó contra el jefe del Centro Democrático luego de que al también senador Iván Cepeda se le archivara la investigación por falso testimonio.  

En este caso, la Sala encontró fundado uno de los tres argumentos por los cuales fue recusada la magistrada, esto teniendo en cuenta que quien presentó el recurso fue Cepeda, argumentando que Lombana, en su condición de oficial del Ejército, tuvo relación de dependencia y subordinación frente al entonces presidente Álvaro Uribe, comandante en jefe de las Fuerzas Militares.

Lombana, además, fue mencionada por el periodista Daniel Coronell en su columna ‘La calladita’ en la que mencionó que la hoy magistrada trabajó en algún momento con el abogado penalista Jaime Granados, quien defiende los intereses de Uribe Vélez.

En su momento, Lombana Velásquez respondió aduciendo que la Corte no conoció de tal relación laboral con Granados debido a que no tenía la manera para demostrar el vínculo.

“En el evento concreto que señala, no incluí tal experiencia, simplemente, porque no podía probarla. Así se lo hice saber, de manera oportuna al periodista Daniel Coronell a quien le precisé, además, que traté de obtener esa certificación para incluirla en los documentos presentados desde mi primera postulación a magistrada de la Corte en el año 2015”, dijo en su momento la magistrada.

La magistrada, hoy apartada de dos de los procesos de Uribe y a quien en septiembre del año pasado sus superiores le impusieron la medalla Fe en la causa, aseguró que desde 1997 no volvió a tener relación personal, ni profesional con el defensor del senador. Tan solo lo volvió a ver en las diligencias que se adelantan en contra del jefe del Centro Democrático.

Share.

Comments are closed.